10 costumbres que he adquirido tras vivir varios años en Japón

Este Verano será mi sexto aniversario desde que vine a vivir a Tokio y desde entonces podría decir que he adquirido una serie de costumbres que antes no tenía. Algunas costumbres son simplemente por haberme acostumbrado a vivir en una cultura diferente de la mía, otras costumbres las he adquirido por cosas, tanto buenas como malas, que me han pasado aquí durante estos seis años. Ésta es la lista de las que me acuerdo ahora mismo

Tarjetas de visita

1. Tarjetas de visita. Ahora, aunque esté en España, siempre tomo las tarjetas de visita con las dos manos y las miro atentamente. No puedo evitarlo… – En las reuniones en Japón, los japoneses entregan las tarjetas de visita en una especie de ritual que implica ponerse perfectamente frente a la persona que te da su tarjeta y tomándola con las dos manos, al mismo tiempo que entregas tu propia tarjetea, si es posible, ligeramente por debajo de la tarjeta de la persona que tienes enfrente. Es todo un arte porque obviamente es complicado tomar una tarjeta con las dos manos cuando intentas entregar tu propia tarjeta al mismo tiempo, pero de alguna manera se acaba adquiriendo este hábito. Después de tomar la tarjeta es muy importante que te fijes bien en ella, y en el nombre que tiene escrito. Si lo puedes leer, mejor – perfecto para decirlo al presentarte a ti mismo en japonés. Si no puedes leer esos Kanjis del apellido entonces mejor la miras atentamente sin decir nada y luego dices Yoroshiku onegai itashimasu, como formalidad. Durante la reunión, habitualmente vienen varias personas. No olvides colocar las tarjetas en la misma posición que están sentadas las personas frente a ti para que puedas saber cómo se llama cada una de ellas. Nunca te guardes la tarjeta en el bolsillo trasero de pantalón delante de los invitados.

Desde que vivo en Tokio, podría haber amasado fácilmente más de 3000 tarjetas de visita, así que si piensas estar aquí bastante tiempo prepara un lugar en donde guardarlas, o mejor todavía, prepara una App de iPhone o Android para escanearlas y guardarlas digitalmente, que ocupan mucho menos espacio

2. Saludos. Es muy habitual en las culturas de países latinos saludarse con un abrazo, con un apretón de manos… en definitiva, tocarse. Dar dos besos a otra persona que acabamos de conocer no es algo que se haga en Japón, y tras conocer aquí a muchos y darles simplemente la mano o simplemente inclinar mi cabeza para saludar, ahora me cuesta un poco eso de dar dos besos a alguien que no sea de mi familia o una buena amiga cuando estoy en España. Supongo que el día que vuelva a España más tiempo y me acostumbre no será así, pero ahora mismo no soy tan efusivo cuando conozco a alguien… y la verdad es que por alguna razón no me parece mal, sino natural, lo que me lleva al tercer puntoM

3. Amigos y conocidos. Antes de venir aquí, como muchos españoles, conocer a alguien en un bar y charlar un rato suponía ser su amigo. Tengo la impresión de que en España llamamos a alguien amigo con mucha facilidad, y de hecho, eso llama la atención a los japoneses que van a vivir a España porque parece que es muy fácil hacer amigos. Probablemente es cierto – si lo comparas con Japón, porque aquí, la palabra amigo se reserva para personas que conoces realmente, con las que te ves habitualmente a lo largo del tiempo y compartes cosas personales que no le contarías a cualquiera. Ser un conocido o ser un amigo son dos cosas perfectamente diferenciadas en Japón, y incluso al hablar, es muy fácil decir amigo en español cuando te refieres a alguien con quien has hablado un par de veces. Al hablar así, muchos japoneses piensan que los españoles tenemos muchos amigos, pero en realidad, lo que tenemos son muchos conocidos. Por supuesto, hay gente con muchos amigos – pero habitualmente en español no se dice “tengo un conocido que…” si no “tengo un amigo que…”. Es una costumbre de la que no me di cuenta hasta que vine a vivir aquí.

4. Comer rápido. Es algo a lo que no me he acostumbrado del todo en Japón. Ya como más deprisa, pero no me siento cómodo. Me gusta comer, y como me gusta comer me gusta disfrutar del sabor, y hacerlo en compañía de gente que me gusta, charlar, socializar, reirme… mientras como. Es algo a lo que también estamos muy habituados los españoles. En Japón lo habitual es comer deprisa, sobre todo si es ramen (tallarines) lo que se tiene delante, porque si no está caliente (con caliente quiero decir ardiendo como en el infierno) no está bueno. En Japón para hablar está el té, el café… pero a comer, se va a comer, no a hablar. Cuando los japoneses vienen a España y tienen su primera comida – cena con familiares o amigos en la que uno se puede pasar fácilmente dos o tres horas hablando y comiendo profusamente varios platos, también se sorprenden bastante. Para los japoneses, también es sorprendente eso de que se tome un vino a la hora de comer – normalmente, el alcohol durante la comida se toma en la cena, pero no es tan habitual durante los almuerzos del medio día… lo que me lleva de nuevo al siguiente punto

5. Comer a medio día. Aquí, todos los días se come sobre las 12:00… a veces a las 11:45 ya se está saliendo a comer. En España comer a esa hora es poco habitual, lo normal es esperar hasta la 13:00 o 14:00 para comer porque habitualmente tenemos días de luz más largos, pero en Japón la parte fuerte de la jornada laboral viene después de la comida. Es otra de las razones por las que se come rápido. Hay de hecho varios restaurantes en los que se come de pie… porque uno no tarda más de 10 minutos en terminar, ¿para qué sentarse?

6. Pensar en la forma de decir o hacer las cosas. En Japón no es muy habitual decir lo que uno piensa sin persarlo bien… quizás es habitual cuando se tiene a un buen amigo delante, es decir, un buen amigo, o un familiar. Pero con un compañero de trabajo, o con alguien con quien no se tiene verdadera confianza, lo habitual es ser muy comedido en lo que se dice. Esto, está muy conectado con lo de tener amigos o conocidos. Muchos piensan que esto es el honne (decir lo que se piensa realmente) o el tatemae (decir algo que encaje amablemente para no herir a la persona que tienes en frente), dos conceptos en japonés que habitualmente son poco conocidos para los extranjeros recién llegados a la sociedad japonesa. Quizás tiene algo que ver, pero en mi opinión los japoneses piensan mucho las cosas antes de decirlas, y siempre piensan en cómo se sentirá la persona con la que hablan, o qué pensarán los demás, antes de decirlo. Cómo decir las cosas es muy importante en Japón. Antes de venir aquí yo me concentraba sobre todo en qué decir, más que en cómo decirlo. Para los japoneses, en muchas cosas, la forma es muy importante.

7. Las palabrotas. El Español es un idioma que se da mucho a las palabrotas en el día a día. El coño, joder, y otras lindezas que muchos utilizamos día a día llama mucho la atención a los japoneses, que por supuesto también tienen palabrotas, pero las utilizan mucho menos, probablemente porque como he explicado en el punto 6, la forma de decir las cosas es importante. A menudo echo de menos poder utilizar una palabrota adecuadamente en japonés, pero lo más habitual es que ahora cuando hablo español me cueste decir joder tan fácilmente como lo decía antes.

8. Gestos con las manos. Ahora, cuando hablo de mi mismo, me apunto el dedo a la nariz, como hacen los japoneses, y no al pecho, como hacemos en España habitualmente. Hace un mes cuando estuve pasando unos días de vacaciones en España muchos se sorprendían al verme utilizar gestos con las manos que antes no tenía.

9. Quitarme los zapatos al entrar en casa. Esto es algo que sé que haré toda la vida, también cuando vuelva a España. Cuando entro en casa de un amigo familiar con los zapatos de la calle, me siento realmente culpable.

10. Agitar la cabeza al dar las gracias. Al dar las gracias en Japón, es muy habitual hacer un gesto de inclinación con la cabeza, muy leve y corto, pero apreciable. En España lo hago continuamente, al recibir el cambio de la cajera en el supermercado, por ejemplo, y es habitual que se me queden mirando con una cara extrañada.

36 Comentarios en “10 costumbres que he adquirido tras vivir varios años en Japón”


  • Interesante. Nos gustaria saber mas del día a dia, de la radio, tv, etc. Algunas visas que parecen naturales pero no lo son.

  • Muy bueno y bien redactado, y muy interesante como todo lo que escribes en el blog. Todo esto me viene de perlas ahora que estoy en Tokio. Muchas gracias.

  • ¡Muy interesante! Gracias por compartir estas pequeñas cosas.

  • Yo aún no he pisado Japón y ya hago varias de estas cosas que has apuntado (3,6,7,8,10), tan solo de ver doramas ya se me queda en la cabeza! Jeje

  • Qué curioso A veces pienso que aquí nos iría un poquito mejor si adoptáramos algunas de esas costumbres, como la de pensar un poco más en los demás… esa conciencia de grupo fue una de las cosas que más me gustó de los japoneses cuando estuve allí.

    PD: Cuando volvamos a vernos te daré la mano, para no ponerte en un aprieto con eso de los dos besos :PP

    • @ ChicaGeek contigo ya tengo un poco de confianza, pero como tú quieras – y si, en occidente, en general, creo que somos más individualistas.

  • Me encantan estos posts de “reflexiones”. Es lógico que te ‘japonices’ cuando vives allí y encima intentas estar plenamente integrado

    Un beso! (sí, beso, con toda mi intención ^^)

  • Para ir de vacaciones a Japón, ¿recomiendas Tokio u otro lugar?

  • No estoy del todo de acuerdo con los apartados: “Amigos y conocidos” y “Pensar en la forma de decir o hacer las cosas”. No creo que sea una cuestión de diferencia cultural, sino que depende del carácter y la educación de cada persona,independientemente de su país de origen.
    Es más yo distingo entre: amigos (cuatro), amistades (cuarenta) y simples conocidos (cuarenta mil).
    En cuanto al Honne y el Tatemae, creo que existe en todas las culturas, aunque no le demos un nombre concreto.No hablamos igual con un superior, que con un familiar o con un amigo ni en Japón, ni en nigún otro país.
    Interesante entrada, gracias.

    • @Sol obviamente no todo el mundo es igual. En mi caso son costumbres que he adquirido aquí. Lamentablemente para mi todo el mundo era un amigo, cuando en realidad, los amigos de verdad los puedo contar con los dedos de una mano, como tú. Probablemente sea idiota pero he tenido que venir aquí para aprender eso.

  • Ahora que se ha estrenado el libro en España,¿no podrías hacer un post sobre Battle Royale?

  • “al país que fueres has lo que vieres” para un extranjero si es importante aprender algunas costumbres para no ofender ;D pero la costumbre No.3 me mata enserio oye hay en YouTube videos de un mexicano viviendo en japon muy buenos te mando el link para q los veas búscalo como japanistic

  • Yo trabajo en un telepizza y sin haber estado nunca en Japón tengo la costumbre de dar las gracias inclinandome ligeramente, no se de donde la habré sacado, quizás de ver mucho anime.

  • Con el tiempo las nuevas rutinas pasan a formar parte nuestro y es cuando volvemos a casa que nos damos cuenta o son los demás quienes se dan cuenta de ciertos cambios. Es bueno saber aprender de ello y hacerlo una costumbre.

    Creo que tampoco me acostumbraría a comer demasiado rápido y de pie. Aunque si que hay veces que voy a comer sobre la 1, pero por norma general lo hago casi rozando las 2, y en parte es mejor porque hay menos gente que en hora punta y también hay algunos menús que son más económicos pasada esa hora.

    También lo de saludar a la gente, aún no sé cómo reaccionar cuando me presentan a alguien y si es chica, acostumbrado a uno/dos besos, aquí pues un ligero “apretón” de manos, aunque para los chicos hay veces que no saben estrechar la mano y tampoco es que quisiera hacerlo muy fuerte, a ellos también les falta costumbre, seguro eso te habrá llamado la atención también.

    Buenas reflexiones que nos amoldan con el tiempo y a veces a buscar un equilibrio entre lo que era costumbre y lo nuevo que desplaza algunas de esas costumbres de casa.

    Saludos.

    • @Javier I. Sampedro lo del apretón de manos me pasa aquí a menudo también… o quizás es que nosotros tenemos la costumbre de darlos un poco fuerte (aunque a nosotros no nos lo parezca).

      Un saludote!

  • Cuando vives mucho tiempo en un país extranjero, o estas en contacto con gente que viene de fuera contínuamente, es normal adoptar costumbres como las que dices en tu post. Realmente, te entiendo. Pese a que mi familia por parte de padre sea española, mis abuelos vivieron gran parte de su vida en Francia, hasta el punto de que la hija mayor naciera en Francia y el menor, pese a nacer en Vizcaya, la familia volviese a Francia y él pasase ahí 6 años de su infancia. Al final, ellos se han quedado con costumbre que, por lo menos yo, he acabado adoptando, como la de vivir con una hora menos. A esto me refiero a que en casa se come a la 13.00, se cena a las 20.00 y se desayuna pronto. Antes de la comida comemos el aperitivo en casa, y antes de la cena, aunque no sea tan común, también. A la hora de hablar, intento suavizar las cosas, pero a veces se me escapa el mal genio y ahí fastidio todas las sutilezas.

    Llevo 3 años estudiando japonés, voy a iniciar mi cuarto año y claro, con profesora nativa es normal adquirir también alguna costumbre. Inconscientemente, saludo a la gente con una leve inclinación de cabeza (al igual qu para dar las gracias) acompañado de un saludo cortés.

    La verdad, me hace mucha gracia pensar en ello y darme cuenta que estar en contacto con gente que ha estado en el extranjero me influencia, soy muy influenciable al parecer.

    ¡Un saludo!

  • veo a continuo tu blog, soy perusno residiendo en Japon hace mas de una decada…tambien he vivido en Barcelona, llego a la conclusion que tengo mucho de aqui y mucho de alla….confieso que muchos de los tips japoneses se queda con uno por anos, como el hecho de inclinar la cabeza al dar las gracias, me sucede hasta cuando hablo por telefono…y lo de quitarse los zapatos cuando vivia en Barcelona sufri buen tiempo por esto….no solo me sentia culpable, sino tremendamente inmundo, jajja

  • ¿Tiene algún significado que te señales a la altura de la nariz? Y sobre sentirse culpable, ¿por qué?
    Saludos

  • En relación con lo de los gestos, curiosamente el otro día hablando con unas amigas japonesas, ambas coincidían en que no les gustan en general los extranjeros muy “japonizados”.

    Pero claro, tampoco les gustan los extranjeros rudos que no respetan su cultura (obviamente), supongo que buscan una especie de equilibrio exótico que seguramente sólo ellas entiendan XD

    Yo en parte estoy de acuerdo, hay que insertarse bien en la cultura, pero al menos yo personalmente no pretendo transformarme en japonés. Aunque cosas que se pegan y que acabas haciendo inconscientemente

    • @Toka yo estoy muy contento siendo español, y no tengo intención de cambiar eso – es sólo que si pasas mucho tiempo en un sitio, se te pegan cosas que se vuelven “normales”, supongo que pasa en cualquier lugar.

  • Jajaja qué buena entrada, me identifiqué perfecto con cada punto y me dio risa leerlos, gracias que me has dado cosas para pensar.

  • Me llama la atención que muchas de las cosas que comentas (como la de los amigos o pensar como se va a sentir la otra persona) es algo que veo importantísimo, y que pienso igualmente que en España se usa con demasiada ligereza. A veces me siento más de fuera que de aquí.

    Lo de las tarjetas me parece adecuado por lo de mostrar respeto e interés por el otro. Sin embargo, guardar las tarjetas una vez que llego a casa no lo veo práctico por la de espacio que ocupan pero también por lo difícil que resulta buscar una concreta entre tantas. Yo prefiero guardarlas dentro del teléfono y así es más fácil tenerlas a mano.

  • Vaya curiosidades. Me hicieron recordar cuando viaje a España, encontrándome con que a pesar de hablar español también hay costumbres muy raras que no tenemos en México, como eso de ir a tomar el café, pero que resulta ser que es un minicafecito, jaja. Ya medio imagino lo que será cambiar por completo de idioma y cultura. Saludos Gato Nipón.

  • Hola amigo español
    quiero preguntarte 2 cosas, en América tenemos un libro llamado “el manual de Carreño” sobre las costumbres y buenos modales, quisiera saber si en Japón hay algún libro sobre los modales en la vida diaria, y por qué le pusiste a tu blog un gato nipón (sobre el gato)gracias y cuídate si es que sigues en Japón.

    • @ victor desconozco si hay un manual de buenos modales en Japón. El nombre de un gato nipón es porque nací en Madrid, y a los nacidos en Madrid los llamaban gatos antiguamente, aunque hay teorías que dicen que es sólo a partir de la segunda generación (yo soy de primera) así que no estoy seguro del todo… en el momento de comprar un dominio me pareció fácil de recordar y así se quedó. Un saludo!

  • soy de Mexico y voy en secu apenas, pero ya se me pegaron algunas cosas así de tanto ver animes y doramas… y ahora que estoy haciendo una investigacion para español me ha ayudado esto, la verdad porque me gustan las cosas de japón me llaman “rara” pero a mi me vale, yo adoro las cosas japonesas. y a veces al hablarle a mis compañeras en japonés algo que no les he dicho se quedan como si les hubieran dado un golpe en la cara.

  • Nos contaste que de España te fuiste para Japón y es algo q yo planeo para un futuro mio. Soy Argentina.
    Tengo una duda que no tiene nada q ver con lo q vos nos contabas de algunas costumbres que se te pegaron y es ¿Qué fue lo que más te costó con respecto al idioma? Escribir, hablar, leer… Porque quiero aprender Japones pero lo encuentro medio difícil no solo porque no tiene nuestras letras comunes en la escritura sino que también se hace muy difícil encontrar a una persona que sepa Japones y que enseñe. ¿ Fuiste ya sabiendo el idioma o lo aprendiste allá?

    • @ Paula estudié durante seis meses en una escuela de Aichi en el 2003, el resto lo aprendí utilizándolo y en el trabajo. Escribir es de lejos lo que más me ha costado (y aún no lo hago bien).

  • me ha encantado el post, pero revisa el hecho de menos, que es falta de ortografía meter la hache

  • Me ha gustado mucho tu post.
    Ya que tienes experiencia en el país y conocimiento de algunas costumbres que son inherentes al día a día japonés, quisiera realizar una consulta.
    Hace unos meses visite un restaurante Japonés, el dueño y chef del restaurantes es un nipón que vivió toda su juventud en Japón. Lo ameno del sitio es que cuando él tiene el tiempo comparte contigo algunas experiencias y comentarios sobre su vida en su corto pero hábil español.
    Al momento de realizar el pago, entregue la “cuenta” y el dinero con ambas manos, gesto que me salió sin pensar. Al recibir el dinero, él rió y me dijo “oh, dos manos” e hizo una pequeña inclinación con la cabeza.
    Nunca entendí el por que de su reacción. ¿Entregar algo con dos manos en la cultura japonesa tiene un significado relevante?
    Agradezco si me sacas de la duda
    Saludos desde Colombia

    • @ Lxra en Japón se utilizan las dos manos para entregar cosas con cuidado a otra persona, en varias situaciones. Al entregar un regalo, o al intercambiar tarjetas de visita, por ejemplo. Significa que tratas algo con respeto y cuidado, con amabilidad hacia la otra persona. Probablemente por eso te haría ese gesto, en señal de agradecimiento.

Publica un comentario

 
Publicidad
Sígueme en Twitter :)

Mis videos

Fotografías que voy subiendo y compartiendo en Flickr
Fotografías que voy subiendo y compartiendo en Flickr

Categorías

Hanko (sello) de UnGatoNipón
Publicidad