Impresión de una foto de Tokio tomada desde el World Trade Center de Hamamatsucho con los servicios de Saal Digital


Foto de Tokio desde el World Trade Center de Hamamatsucho, hecha con un iPhone 4S

Hace unos cuantos días, me sorprendí bastante al ver algo que no me esperaba; Un anuncio en Instagram que era realmente relevante para mi. Hasta ese momento, todos los anuncios que veía en Instagram eran bastante irrelevantes para mi y nunca me llamaron la atención. Al contrario, me molestan casi como el modo que tiene ahora esta red social de determinar lo que creen que me va a gustar en cuanto a las fotos que publican las personas que sigo. Pero eso es algo para hablar en otro post – lo importante en este, es que el anuncio me prometía hasta 50€ de descuento en la impresión de un cuadro con una de mis fotos. El precio a pagar a cambio de ese descuento, es este artículo que estoy escribiendo, en donde tengo que hablar del servicio que me han provisto. Me pareció un buen trato, tengo por ahí algunas fotos que me gustaría imprimir para convertir en cuadros para mi casa (en la que, hasta ahora, sólo tenía un cuadro colgado), y esta podría ser una buena prueba, que además, también podría ser interesante para los lectores de mi blog. Puse mi dedo sobre el anuncio, seguí instrucciones en un pequeño formulario y tras enviar mi email, continué con mi día a día. Unas pocas horas más tarde me llegó un mensaje de una empresa aparentemente alemana llamada Saal Digital con las instrucciones de los pasos que tenía que seguir, y el código de descuento de 50€. Elegí la foto que quería imprimir, que es esta que hice con el móvil desde la última planta del World Trade Center, una torre de las más antiguas de Tokio, al lado de la estación de Hamamatsucho. No es de las mejores fotos que tengo pero me gusta especialmente por el contraste entre la luz del sol y el oscuro horizonte, y el hecho de que sólo el sol ilumina algunas partes de los techos de los edificios más cercanos. Además, esta vista ahora se ha visto entorpecida por otro rascacielos que se ha construido justo entre la Tokyo Tower y este edificio, así que tiene también algo de nostálgico y de único ahora que ya no es posible hacer la misma foto, desde el mismo lugar.

Foto de Tokio desde el World Trade Center de Hamamatsucho, hecha con un iPhone 4S

Publicidad

La foto tiene bastante ruido porque está hecha con un iPhone 4S, hace ya unos cuantos años. Lo primero que te piden desde Saal Digital para utilizar su servicio es descargar un programa que te permite configurar el cuadro, tanto el tamaño como el aspecto de alto y ancho, el tipo de material, así como la imagen que quieras imprimir en él. Elegí simplemente la foto sin más, en el material más barato, una tela que simula el aspecto de un lienzo. El programa está hecho con Adobe Air, algo que nunca pensé que volvería a utilizar, pero al menos se puede decir que funcionó correctamente sin problemas.

Editando la imagen en el programa

El tamaño que elegí tuvo como principal condición que el precio final estuviera por debajo de los 50€, para poder utilizar el cupón. Elegí un tamaño que al final me obligaba a pagar unos pocos euros por gastos de envío. Fue darle, enviar, y todo salió correctamente. En unos pocos días, llegó el paquete a casa con el cuadro, perfectamente empaquetado, con mucho cuidado.

Cuadro empaquetado

Dentro de la caja, el cuadro venía precintado con un plástico y una lámina que protegía también el lienzo por delante.

Paquete por dentro

Con el cuadro venían unas pequeñas piezas de madera que opcionalmente se pueden colocar en el interior de los marcos para darle más resistencia al cuadro.

Piezas que venían con el cuadro

Esta es la lámina protectora del lienzo. Me parece que en general venía súper bien empaquetado, muy bien protegido, como debe ser.

Cuadro con el protector del lienzo

Una vez quitada esa última capa, pude ver el cuadro, y comprobar el resultado final.

Cuadro sobre la mesa

Me sorprendió un poco que la imagen se veía considerablemente más oscura a cómo la veía yo en la pantalla de mi ordenador o smartphone. La parte oscura de la ciudad ha perdido mucha información, a pesar de lo cual, considero que el resultado es bastante bueno. Me gusta como queda, aunque hubiera preferido que en la zona oscura se vieran muchos más detalles que en la foto se aprecian bien pero que una vez impresa en esta especie de lienzo, queda bastante más oscura. Aún así, la esencia de la foto y lo que me gusta de ella, permanece, y la textura que tiene el lienzo es muy buena.

Detalle del lienzo

El marco, por otro lado, está perfectamente bien hecho, con madera de buena calidad y el lienzo muy bien grapado.

Detalle del marco

Una vez colgado, éste es el resultado;

Cuadro colgado, con Kuma al lado

Considero que en general, queda muy bien, le podría una nota de notable y volvería a utilizar el servicio. Los precios son bastante caros pero el resultado creo que está a la altura de lo que se espera. Si vas a enviar una imagen, recomiendo darle un poco más de brillo para contrarrestar el que pierde en el proceso de impresión. También recomiendo tener una resolución de al menos 12 megapixeles para que quede mejor aún que en mi caso, aunque para ser una foto de un smartphone ya bastante antiguo, con una cámara de sólo 5 megapixeles, no ha quedado nada mal.

¡Ah! El perro, por cierto, se llama Kuma, que significa oso en japonés, aunque sea un perro

Si te ha gustado lo que has visto, y quieres comprobar sus precios, puedes hacerlo en la web de Saal Digital para España.

Anterior El asistente virtual holográfico kawaii: Gatebox
Siguiente Tarjeta SIM de datos para Japón de 30GB disponible en España, una nueva alternativa para permanecer conectado en el archipiélago nipón

2 Comentarios

  1. 27 julio, 2018
    Responder

    Hola te sigo hace tiempo, y te tengo que decir que yo tambien he aprovechado el servicio de SAAL, y el resultado ha sido genial.
    Un 10 para iniciativas como estas.

Contestar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *